Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
6 junio 2022 1 06 /06 /junio /2022 09:51

   Leyendo el libro del Compañero German Chacon Araya "Sueños de Revolución", este nos conduce por senderos de la historia del M-19  y  la necesaria Solidaridad entre hermanos  del Centro, Sur y Norte de nuestra Ámérica que lo han dado todo para lograr los anhelados sueños de Paz, Democracia y Justicia Social. 

 

   Germán, destacado humanista, generoso militante Comunista de la Comisión de Seguridad (CNS) del  Partido Vanguardia Popular (PVP), nos describe en este hermoso  relato de primera mano, un testimonio del  compromiso "Tico" con los Pueblos Latinoamericanos. 

 

   La narración del Compañero Germán, hace referencia a los sucesos posteriores a la fuga planificada por la Organización en La Penitenciaría Central de Colombia  "La Picota" - durante la celebración del llamado Consejo de Guerra del Siglo" - y efectuada un 24 de junio de 1980 por  Iván Marino Ospina y Elmer Marín, quienes tras su fuga se trasladaron a Costa Rica a "escampar" y seguir cumpliendo compromisos revolucionarios. En este  contexto se entiende este testimonio  solidario de "Sueños de Revolución" con el M-19 (Pags 134/138).

 

   Destacar que en 1976 Germán ya había cumplido otra importante misión en Costa Rica entre las muchas que narra en sus "Sueños de Revolución": La Seguridad y Protección de Pascal Allende miembro de la  Comisión Política del Movimiento Izquierda Revolucionaria (MIR Chileno), y secretario general en la clandestinidad entre 1974 y 1985.

 

"Liborio"

 

 

Lo que narra Germán del operativo y la entrevista de Radio Noticias del Continente

 

"La lucha por una Latinoamérica libre continúa en los ochenta"

 

"Después de las jornadas solidarias con el pueblo de Nicaragua y sobre la base de la experiencia acumulada, sin percatarme, ya era parte de la Comisión Nacional de Seguridad del Partido. Formaba parte de un grupo élite, preparado para las diferentes formas que tiene la lucha revolucionaria. A principio de julio de 1980, Ramiro convocó a una reunión en su casa. Allí me encontré con Diego, Enrique y Hugo quienes habían llegado antes. Ramiro nos informó que Diego y él, junto con Enrique, habían tenido una reunión con el Cojo, quien era representante cubano en el país, él había solicitado un favor muy especial. Se informó que en ese momento miembros de la Dirección Nacional del M-19 estaban en el país, y que en principio iban a efectuar una conferencia de prensa en Panamá. Esa reunión no se pudo efectuar porque al sitio fueron desplazadas decenas de agentes de seguridad, con el fin de capturarlos, la reunión fracasó y por intermediación de un sector de la seguridad panameña, fueron trasladados a territorio nacional con ayuda del MRP, con el interés de realizar una rueda de prensa en donde iban a realizar una serie de denuncias. El favor consistía en que una vez terminada la conferencia de prensa que se realizaría en el Hotel Playboy, (que fuera el Hotel Corobicí y hoy es el Crown Plaza, ubicado en La Sabana) debíamos sacar a los dirigentes del país ilegalmente, ya que habían ingresado de manera clandestina. Se trataba de cuatro dirigentes; Jaime Bateman, Iván Marino Ospina, Carlos Toledo y Elmer Marín.

Ramiro informó que nos habían pedido la colaboración ya que el MRP no contaba con la capacidad operativa en ese momento. El riesgo de que la operación de salida fracasara era muy alto pues los periodistas, una vez terminada la conferencia, soltarían la noticia de forma inmediata y no iba a ser posible sacarlos, ya que la policía haría todo lo posible por detenerlos. Enrique, quien era periodista y manejaba excelente relación con ese gremio se encargaría de pedirles a los periodistas que, una vez terminada la conferencia de prensa, se quedaran unos treinta minutos para que los colombianos pudieran moverse, ya que se sabía que habían entrado al país de manera ilegal. Se les retendría ese tiempo por lo que se organizó un café con bocadillos para compartir y que pasado ese tiempo podían irse. En esa época no existían teléfonos móviles, por lo que se les pidió también que no se comunicaran con los medios para los cuales trabajaban, a través del teléfono público, hasta pasado ese tiempo. Analizamos las diferentes rutas de salida del país. Por aire no era posible ya que no teníamos en ese momento ni los recursos ni una pista desde donde despegara una avioneta. Por el Aeropuerto Juan Santamaría era imposible, por lo que decidimos que la variante aérea no era viable. Resolvimos que por tierra era mejor opción y analizamos por cual frontera lo haríamos. Finalmente se decidió que la mejor era por la frontera sur, que si bien era un trayecto muy largo, el "aparato" de la comisión tenía un gran cono-cimiento de los puntos ciegos y contábamos con casas de colaboradores y en general con más recursos. Se nos pidió ir a revisar los carros: el estado mecánico, llenar los tanques con combustible, buscar armas, mochilas, provisiones y equipo de comunicación. Contábamos con una vagoneta muy conocida en la zona y Miguel, su dueño, conocía a la perfección todo el camino. Si había un retén, la vagoneta no llamaría la atención.

 

La operación se ejecutó con presión, ya que el tiempo estaba en contra por lo que cada uno hizo lo que correspondía. Dentro de la misión estaba hacer un reconocimiento del sitio y de sus vías de acceso. Una moto con dos compañeros se desplazó al sur, con el fin de ir avisándonos si había algún retén no programado. Los sacaríamos por Paso Canoas, por lo que se activó la red del sur, casas de seguridad, vehículos, y baquianos. Al sitio de la conferencia de prensa entramos como fotógrafos, Diego se reunió con los encargados de la seguridad y se comenzó a realizar la operación. Tal y como lo planificamos Enrique les había explicado a los periodistas que debían quedarse unos minutos para que los colombianos salieran, además se repartiría un documento con la denuncia que hizo el M-19. No se dijo cómo iban a salir, pero al pedirles que se quedaran media hora, todos pensaron que se irían en avión. Mientras tanto se les sirvió el café con los bocadillos y se repartió lentamente una fotocopia de la declaración del M-19, en la cual se decía, entre otras cosas: Durante la toma de la Embajada de la República Dominicana, nosotros planteamos al gobierno colombiano la posibilidad de iniciar un diálogo para discutir las condiciones de un armisticio o de una amnistía en nuestro país, que lleva más de 20 años en guerra de guerrillas. Nuestra posición inicialmente fue acogida por la mayoría de los sectores políticos en nuestro país, ya que es una posición democrática, nacionalista y que tiene en cuenta las actuales circunstancias que vive el país. Desgraciadamente, el gobierno colombiano a nuestra petición de diálogo y de conversaciones, sin humillaciones, ha respondido como ha respondido siempre la oligarquía al pueblo colombiano, con las armas...

 

Se planeó que los dos vehículos que habían traído a los dirigentes, se desplazaran por dos lugares diferentes rumbo al Aeropuerto Juan Santamaría, con el fin de atraer la vigilancia sobre esos objetivos, en tanto los compañeros se disfrazaban y se montaban en los vehículos dispuestos para la salida del país. Dos lo harían en la vagoneta de Miguel, uno iría en la Mazda con Diego y Vasili, en tanto Hugo y yo estaríamos en el carro de apoyo. Con Uzi lista, el Fiat cerraría y llevaríamos un invitado. En pocos minutos estábamos en la carretera, tiempo después habíamos pasado la entrada a la Finca "La Lucha" del expresidente Figueres. Disminuimos la velocidad con el fin de verificar si nos estaban siguiendo, de tal forma que el objetivo avanzara lo más rápido posible. Lo sinuoso del camino permitía retrasar la marcha de otros vehículos en la vía de ser necesario. Al llegar al Restaurante La Georgina aceleramos en la bajada y cerca de las "eses", conjunto de curvas que la gente llama así, dimos lo máximo de nuestros vehículos y continuamos en la posición correspondiente, lo más próximo del segundo vehículo, tanto como era posible. La lluvia arreciaba y la oscuridad de la noche nos envolvía, la carretera estaba en mal estado, la vagoneta conducida por Miguel, que era el vehículo de punta, nos cubría, él tenía mejor visibilidad por sus excelentes luces para neblina y su conocimiento de la carretera. Cerca de la medianoche entramos a la gasolinera en la línea fronteriza, ahí esperaba un vehículo negro de fabricación estadounidense con vidrios polarizados y su respectiva escolta. Los compañeros colombianos nos agradecieron el profesionalismo y sin más, nos retiramos del sitio. Unos se fueron al Hotel de Pingüino y nosotros terminamos en Río Claro, donde nos quedamos dos días y celebramos el éxito. Escuchamos la radio que decía que el gobierno había puesto en alerta los puestos fronterizos para capturar a las visitas indeseadas del M-19 y leímos en el periódico que nadie sabía qué había pasado con la dirección del M-19, que fugazmente estuvo en territorio nacional. Mientras tanto, las agencias internacionales publicaban las declaraciones de esa organización hechas en Costa Rica"



 

 

 

Compartir este post
Repost0

Comentarios

Presentación

  • : El blog de Oiga Hermano, hermana
  • : La historia de Colombia ha sido la del desencuentro entre compatriotas, la del saqueo de las riquezas y la usurpación del poder por parte de la oligarquía. Esto nos ha llevado a vivir en medio de la violencia y la carencia de bienestar para las mayorías... Nos proponemos cambiar profundamente esta realidad. Destacados hombres y mujeres del M-19, junto a vigorosos movimientos sociales han luchado y siguen luchando por conseguir una sociedad justa, democrática y en Paz.
  • Contacto

 

NUESTRO CORAZÓN NO DEJA DE LATIR POR COLOMBIA  

 

MEMORIA

 

“El olvido no es victoria

sobre el mal ni sobre nada

y si es la forma velada

de burlarse de la historia,

para eso está la memoria

que se abre de par en par

en busca de algún lugar

que devuelva lo perdido…”

Mario Benedetti

SIEMPRE PRESENTES

"Nosotros morimos tres veces, la primera en nuestra carne, la segunda en el corazón de aquellos que han sobrevivido, y la tercera en la memoria, la cual es la última tumba."

Rosa Epinayu

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículos Recientes

  • "Sueños de Revolución": Un Testimonio de Solidaridad y Compromiso
    L eyendo el libro del Compañero German Chacon Araya "Sueños de Revolución", este nos conduce por senderos de la historia del M-19 y la necesaria Solidaridad entre hermanos del Centro, Sur y Norte de nuestra Ámérica que lo han dado todo para lograr los...
  • In Memoriam: Carmen Alicia Mariño Vargas
    - CAMALICHA.pdf Haciendo memoria y rindiendo homenaje a las mujeres y a los hombres que siguen siendo ejemplo para la historia CARMEN ALICIA MARIÑO VARGAS 1960 - 1988 ¡Siempre Presente! Nació en el año de 1960 en un pequeño pueblo enclavado en un rincón...

Páginas

Simon Bolivar

               bolivar